Social Currency

¿Qué significa Social Currency?

La moneda social o más conocida como Social Currency es un término relativamente nuevo para la mayoría de la gente incluso dentro del mundo de marketing. Cuando lo escuchamos asentimos con la cabeza, pero nos preguntamos qué significa realmente. 

Se entiende por Social Currency al conjunto de recursos existentes y potenciales que surgen de la presencia de redes sociales y comunidades, ya sean online u offline. En pocas palabras, la moneda social es la información que comparten las personas a medida que transcurre su vida cotidiana.

Actualmente, todos los individuos tenemos una mayor predisposición a compartir información sobre nosotros mismos y sobre nuestros intereses que en el resto de nuestra historia. En gran parte, esto es gracias al concepto de comunidad digital en el que todos en mayor o menor medida estamos inmersos. Sin duda, se hace imprescindible para cualquier marketer o decisor de negocio entender cómo los consumidores interactúan con sus marcas en el universo digital y social. La fortaleza de una marca es su moneda social.

Por lo tanto, podemos decir que la moneda social es el valor de las relaciones de cada persona o entidad, tanto en la vida real como en Internet. Al igual que la gravedad y el magnetismo, podemos sentir sus efectos, pero no es un elemento tangible que se pueda identificar, tocar o cuantificar.

 

Social Currency y su papel vital en el marketing

La moneda social es la influencia que tiene un consumidor entre sus pares y se hace fundamental tenerla en cuenta en las estrategias de marketing.

Podríamos decir de una forma simple y clara, que la Social Currency de una marca se alimenta gracias a la información que compartimos respecto a esa marca como parte de nuestra vida social cotidiana en el hogar o en el trabajo. Teniendo en cuenta la importancia de la información y los datos de los consumidores para elaborar estrategias de marketing con éxito, la Social Currency es fundamental para este intercambio. Ayuda a las empresas a crear identidades de marca únicas y facilita la interacción con clientes o posibles consumidores.

La moneda social se ha convertido en un foco para las empresas a fin de crear valor para sí mismas y escuchar al mercado en busca de mejoras. De este modo, las marcas se construyen a través de experiencias, a través de los individuos que las adoptan y las hacen parte del tejido de sus vidas cotidianas. En definitiva, la información es poder, y por lo tanto el proceso de construir una marca hoy en día es sin duda extremadamente social.

 

Social Currency en tus estrategias de marketing

Cuida a tus clientes, haz que tus clientes se sientan especiales, porque se lo contarán a todos. Para ello asegúrate de que tu producto pueda brindarle un valor genuino a tu cliente o al cliente potencial, adapta todas tus estrategias de marketing poniendo el foco en consumidor y en la percepción que tendrá de tus acciones de marketing y la percepción de tu marca de manera global. Al fin de al cabo, el ruido social determinará el éxito o el fracaso de tu producto, por encima incluso de que el customer experience de tu producto sea positivo.

La explosión del Social Media durante la última década y especialmente plataformas como Instagram, Facebook, Twitter o LinkedIn en el área de los negocios, significa que la moneda social se ha convertido en una fuente clave de fortaleza para la mayoría de las marcas en todo el mundo.

Parece que al fin la mayoría de las organizaciones se han dado cuenta que las empresas más valiosas del mundo fundamentan su éxito en los efectos de la Social Currency. Empresas tan valiosas y disruptivas como Uber, Amazon o Netflix…

Estas compañías tienen en común un hecho simple en su fórmula hacia el éxito, y es como la moneda social les ha afectado positivamente.

Todas las empresas, independientemente de su sector, viven en mayor o menor medida dentro del mundo digital. Las organizaciones antes mencionadas entre otras muchas han fundamentado su éxito en la creación de valor, que haya consumidores que estén dispuestos a compartir y a generar ruido sobre sus producto o marca. De esta manera, el futuro bienestar y prosperidad de las industrias y los consumidores depende de la Social Currency.

Las estrategias de marketing de estas empresas se han fundamentado en posicionarse en Lovemarks que se involucran emocionalmente con los consumidores y crean lealtad más allá de lo razonable.

 

Ejemplo de Love Mark: Netflix

Unas de las marcas que mejor ha sabido posicionarse estratégicamente es Netflix. Ha sido capaz de generar miles de nuevos suscriptores y fanáticos por medio de estrategias de marketing inteligentes y en ocasiones agresivas. Provocan la preferencia de su marca por encima de su competencia y por una gran inversión en marketing si no es mayor que la de sus competidores al menos más acertada.

 

  

 

¿Existen líneas rojas?

 Cartel publicitario de Narcos, una serie de Netflix, en la Puerta del Sol de Madrid titulado: "Oh, blanca Navidad"

 

En ocasiones, cuando una marca está bien posicionada en el mercado puede permitirse el lujo de llevar a cabo estrategias más arriesgadas.

Con esta acción en el centro de Madrid, Netflix provocó un impacto mediático tan grande que la mayoría de la opinión pública crítico a la plataforma de streaming con contundencia, pero es innegable que la marca ganó notoriedad en el ámbito nacional y suscitó mayor interés en uno de sus contenidos estrella.

De nuevo el impacto de la Social Currency se muestra determinante en cualquier de acción de marketing.

 

Social Currency y el valor de marca

Las marcas representan la imagen visible de las empresas. La fortaleza de una marca está estrechamente relacionada con las decisiones de compra de los consumidores.

Internet y cada vez en mayor medida los smartphones, han vuelto extremadamente social nuestro modo de vida. Los responsables de marketing deben conocer cómo las nuevas tecnologías afectan a la imagen de marca y cómo hoy en día la inmediatez que nos ofrecen los dispositivos inteligentes puede cambiar la percepción global de una marca en segundos.

Por lo tanto, todas las empresas hoy en día deben aprender cómo hacer que su marca sea más social y cómo interactuar de forma novedosa con sus clientes y la moneda social. Cualquier experto en marketing necesita comprender cómo interactúan las marcas con productos y personas. En pocas palabras, necesita desarrollar la moneda social.

Como conclusión la Social Currency o moneda social es un concepto experiencial que se desarrolla, valga la redundancia, a partir de las experiencias de los consumidores, específicamente aquellos en su vida cotidiana. Por lo tanto, si quieres que tus acciones de marketing tengan éxitopregúntate: ¿Qué emocionará a mis clientes? ¿Qué los hará sentir únicos?

Erich Joachimsthaler es fundador y CEO de Vivaldi, la empresa consultora que creó el término Social Currency en 2009.

 

Jorge Alonso San José

Marketing Consultant

 

Recent Posts